Por Mundoagro.cl el 28 noviembre, 2018

Cocineros de la productividad

En fundos de Pahuilmo, RM, y Tarpellanca, región del BioBío, se realizó la primera escuela anual de forrajeros, organizada por Kuhn Chile y Rock River Lab Chile. Teoría y práctica al servicio de un eslabón clave del proceso.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Email this to someone
Imprimir
escuela forrajeros

“Aprendimos y vamos a compartir lo aprendido” fue una frase que se repitió en la despedida. Algunos viajaron el día antes o partieron a las 3 am para poder estar a tiempo en el curso. La oportunidad de aprender y acceder al conocimiento técnico fundamental para desarrollar su oficio, hizo que se entusiasmaran para participar en la primera Escuela Anual de Forrajeros, iniciativa de capacitación orientada a quienes están a cargo de la alimentación en predios lecheros y de producción de carne. Organizada por Kuhn Chile y Rock River Lab Chile, en el curso de la primera Escuela de Forrajeros se destacó la importancia y rol del forrajero. Integrar protocolos en su labor, motivarlos y relevar su importancia dentro de un equipo fueron los mensajes. Los fundos Pahuilmo (Región Metropolitana) y Tarpellanca (Región del Biobío), abrieron sus puertas para que pudieran conocer herramientas prácticas en terreno, aplicando lo aprendido en la jornada. Las charlas de la mañana fueron combinadas con una tarde práctica, en la cual los alumnos pudieron aplicar lo aprendido, como también usar los conceptos de monitoreo del forraje, los elementos para desarrollar forrajeo consistente, el manejo y mantenimiento de los carros forrajeros.

El forrajero está en la cocina del campo. Su rol es incidente en lo que come el ganado y cómo lo hace. Sólo en cantidad y forma de los ingredientes que se entrega en la ración, dijo el Dr. Arturo Scheidegger, se pueden lograr alzas y bajas notorias en producción de leche y carne.

Francisco Inostroza, gerente general de Rock River Lab Chile, explica: “Si el forrajero entiende el antes y después de lo que está haciendo, le hará sentido y propósito en su labor. Sobre el 55 a 60% de los costos variables están en la alimentación, que está a cargo del forrajero y que es el fin de la cadena que va desde el suelo hasta el animal. En manos del operador forrajero termina un ciclo muy largo de decisiones que implican un alto impacto económico”.

“Al momento de entregar el alimento, el forrajero tiene que tener claro los elementos con los que va a cocinar. No puede ser que vaya a preparar una ración y algo no exista. No puede ponerse a inventar”.

La comunicación del forrajero con sus supervisores es clave. Normalmente, el nutricionista deja una ración formulada y los forrajeros la interpretan de la mejor manera posible. La recomendación es integrarlos y contribuir con la información de lo que están haciendo. Por ejemplo, mostrarles el costo de la ración. “En carne y leche, el concepto es el mismo: esto es trabajo de equipo. Es transversal y absolutamente aplicable. La única diferencia es que en leche existen más indicadores para ir midiendo a diario y en carne hay que buscar la forma para que no sea la ganancia de peso mensual el único indicador que podemos medir. Por ejemplo, la lectura de comedero, pesar cuánto forraje se está perdiendo, cuánta ración quedó en los comederos, cuánto faltó”.

PLANIFICACIÓN, PRECISIÓN Y CONSISTENCIA

Félix Soriano es asesor de APN Consulting, que capacitan equipos de trabajos, con principal foco en manejos nutricionales en vacas lecheras en distintas zonas ganaderas de Estados Unidos y en el mundo entero. De acuerdo a Soriano, para mejorar la productividad hay tres aspectos fundamentales: “la planificación del trabajo del forrajero, incluso antes de preparar las mezclas; la precisión en el trabajo, por ejemplo, en la carga; y, la consistencia en el trabajo, desde la formulación hasta la entrega de las dietas en los comederos. La importancia de reducir las variabilidades en la comida es clave para que las vacas consuman las dietas con la menor variabilidad posible todos los días”.

Que el forrajero vea qué está entregando es clave. Es una forma de autoevaluarse en su labor, explica. Eso orienta y ayuda. Pero siempre velando en que comunique lo que vea a su supervisor y al nutricionista.

Existen tres áreas críticas: el patio de alimentación, el mezclado y manejo de comederos. En el proceso de mezclado, los factores que pueden causar variabilidad son el tiempo de mezclado, donde hay que definirlo de acuerdo a cada carga y ser consistente con eso; definir la secuencia de carga de los ingredientes; los horarios de carga y mezclado. La sobrecarga del carro provocará que la mezcla no sea correcta, lo que afectará la performance de las vacas.

“Uno tiene que definir el tiempo de mezclado y el mantenimiento del carro para lograr mayor consistencia en la comida o el tamaño de partículas, por ejemplo. Si uno se da cuenta que el tamaño de las partículas es muy fino es porque está pasando mucho tiempo mezclando. ¿Qué ocurre? Debemos definir muy bien lo que queremos hacer y ser consistentes para que las vacas no puedan seleccionar y así reducir los problemas de acidosis ruminal, por ejemplo”, indica Soriano.

APORTE A LA ESTABILIDAD

El Dr. Arturo Scheidegger, quien ha desarrollado una vasta carrera en docencia, investigación y asesoría, traspasó conocimiento a través de una exposición en la cual presentó los procesos biológicos en el rumen tras la alimentación, la necesidad de ser uniformes en lo que se entrega y cómo afectan las variaciones. “Marcamos las diferencias que tiene el rumiante frente a otras especies y por qué es tan importante manejar bien el rumen, ya que si lo hacemos, podemos abaratar muchísimo los costos de las raciones, porque el rumiante puede aprovechar la celulosa y la hemicelulosa que nosotros no somos capaces de digerir bien. Si nos transformamos en nutricionistas de esas bacterias ruminales, más que de la vaca misma, vamos a obtener grandes beneficios de la capacidad que tiene el rumiante para ingerir ciertos alimentos que no podemos digerir”.

“El forrajero es clave en la eficiencia y estabilidad del negocio. Por eso le mostramos las mediciones con errores y variaciones comunes entre las dietas que están hechas en el papel y lo que se entrega a las vacas. Positivamente demostramos que esas cosas se pueden mejorar y que cuando las cosas se hacen bien, hay un control adecuado y se le dan las herramientas pertinentes a los forrajeros, ellos son capaces de mejorar muchísimo y así hacer mucho más eficiente el negocio”.

La consistencia es fundamental en el negocio. Las vacas son animales de rutinas precisas. “Es importante darles todos los días lo mismo, en lo referido a la comida, pero también a otros manejos, a la misma hora, en los mismos lugares, por ejemplo. La vaca tiende a ubicarse en el mismo lugar en el comedero, tiene rutinas que hay que respetar. Si se altera, probablemente el consumo de materia seca variará y la producción también”.

Entre los consejos técnicos para la entrega de una ración consistente indicó, por ejemplo, revolver el silo de maíz para medio día o un día, de forma de dar una mezcla de los costados, parte superior y cara inferior, ya que éstas varían en nutrientes y materia seca. Además, hacer una lectura diaria de los comederos contribuye a corregir la medición de materia seca para evaluar cada vez que hay cambios en el consumo. El mensaje de establecer protocolos fue hecho a los propietarios y administradores, de modo de ayudar a la entrega de directrices uniformes que sean una guía consistente en los procesos prediales. El forrajeo es uno de ellos.

“Aún en las mejores lecherías hay un espacio donde se puede mejorar. Hay una ventana de oportunidad para hacer mejor el tema que más influencia económica tiene en el día a día, que es la alimentación y forrajeo. Ese es el desafío. Pongámonos metas y vamos detrás de esos objetivos porque es la única manera de que podamos sobrevivir en un negocio tan difícil”.

Tweet about this on TwitterShare on FacebookShare on Google+Email this to someone
Add Comment Register



Danos tu Opinión

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

best wordpress themes - wordpress themes 2012 - wordpress travel themes
1