Estás leyendo
Labores fundamentales en los huertos de kiwi al ingresar al invierno

Labores fundamentales en los huertos de kiwi al ingresar al invierno

Mundoagro
Labores fundamentales en los huertos de kiwi al ingresar al invierno

Actualmente la mayoría de los huertos de kiwi han finalizado la cosecha, por lo que es momento de prepararse para el invierno, realizando labores esenciales como la fertilización de poscosecha, sanidad del huerto, prevención y control de Psa.

Al comienzo del invierno se produce un importante flash radicular, por lo que es muy importante mantener húmedo y oxigenado el suelo. A los productores se les recomienda programar algunos riegos distanciados, con el objeto de mantener la humedad del suelo, en el caso que sea un periodo seco.

El miembro de la Comisión de Producción del Comité del Kiwi, Cristian Vera aconseja que si la caída de hojas se prolonga, se recomienda consultar a un asesor la necesidad de apurar la caída de éstas con aplicaciones foliares de Sulfato de Zinc y Urea. “En plantas jóvenes, con troncos no lignificados, es aconsejable cubrir estos con material vegetal (caña y paja o diarios), para proteger de las heladas venideras”.

Respecto a la sanidad del huerto, Vera indica se debe monitorear desde la primavera hasta cosecha el huerto, “se pueden encontrar plantas con follaje clorótico, hojas deformes y con necrosis de muerte total o parcial de brazos y cargadores”. Explica que la enfermedad es conocida como Enfermedad de Brazos, provocada por hongos. “Las recomendaciones de control se encuentran orientadas en primer lugar hacia manejos preventivos para evitar o disminuir las posibilidades de infección y posteriormente una cirugía curativa una vez ocurrida la enfermedad”.

Cristian Vera comenta que en cuanto a la Psa y Bacteriosis, se recomienda que todos los huertos, independiente que su estado positivo, negativo o reglamentado, tomen las medidas recomendadas para el control y no diseminación de la enfermedad. “Cortar y quemar todas las maderas que presenten síntomas y que idealmente fueron marcadas en primavera o verano. En poscosecha, realizar aplicaciones de productos en base a cobre para proteger de las heridas producidas por la caída de las hojas,  las que idealmente se deben repetir cada 15 días”.

Además los productores deben de realizar un control y profilaxis al ingreso y salida de personas y vehículos del predio, por medio de procedimientos de sanitización  de manos y herramientas.

Te podría interesar
Desarrollo de las exportaciones de frambuesas

El miembro de la Comisión de Producción del Comité del Kiwi, aconseja realizar una recopilación de datos para analizar temporada 2015 -2016. “Una vez terminada la temporada y antes de iniciar las labores de poda y amarra invernal, se recomienda reunir toda la información de la temporada que termina para compararla con las anteriores y analizar, qué y cómo mejorar”.

Añade que es importante realizar un análisis de información predial (cantidad de yemas por hectáreas, porcentaje de brotación), la información de packing (curva calibre, condición, porcentaje de embalaje) y realizar un estudio comparativo con las últimas temporadas.

Ver comentarios (0)

Escribe un comentario

Tu dirección de email no será publicada.