Mundoagro

Cargando...

Director Editorial

Edición

Las megafusiones y sus efectos colaterales

Hace unas semanas, el 20 de septiembre pasado, altos ejecutivos de Bayer, Monsanto, DuPont, Dow Chemical, y Syngenta testificaron ante el Comité Judicial del Senado de Estados Unidos en Washington. ¿El tema? Tratar de convencer a los legisladores de que sería “bueno” que aprobaran las mega-fusiones que se han concretado este año después de duras y largas negociaciones. Según ellos las fusiones “son imprescindibles para reorganizar la agricultura del mundo y solucionar los problemas de alimentación a los que se verá enfrentado la humanidad en pocos años”. Entre sus argumentos, dijeron que la unión permitiría combinar la experiencia de las empresas involucradas y, sobre todo, entregar un mejor servicio hacia los agricultores.

Sin embargo, las voces críticas argumentaron que las supuestas ventajas señaladas por los altos ejecutivos quedan en entredicho por las también supuestas consecuencias o “efectos colaterales” de estas fusiones, como las probables colusiones que podrían generarse en un mercado dominado por un oligopolio. Esto a su vez habilitaría la posibilidad de masivas alzas de precio, una menor competencia en los mercados y un desincentivo de todo lo referido a investigación y desarrollo de nuevos productos. Recordemos que, en conjunto, estas empresas controlan el 81% del mercado mundial de los agroquímicos.

El 20 de julio pasado, los accionistas de Dow Chemical y DuPont aprobaron la fusión por US$59 mil millones, lo que combinaría bajo un mismo paragua a los dos mayores fabricantes de productos químicos de Estados Unidos. Asimismo, el 22 de agosto la empresa estatal China National Chemical Corp. fue autorizada por los legisladores de EE.UU. a seguir negociando la compra de la compañía suiza de semillas y agroquímicos Syngenta, por un total de US$42 mil millones, lo que sería la mayor transacción de compra de una empresa en la historia de China. Al mes siguiente, el 14 de septiembre, la alemana Bayer, uno de los gigantes mundiales de la industria farmacéutica y química, acordó la compra de Monsanto por la no despreciable suma de US$66 mil millones. Si todos estos acuerdos de fusiones son aprobados por los legisladores de Estados Unidos, se crearían las mayores compañías del mundo en el sector de semillas y productos químicos agrícolas.

Aparentemente la opinión de los agricultores del mundo es más bien de preocupación. Como medio de comunicación del sector agrícola creemos que es importante que las empresas expliquen muy bien qué persiguen con estas megafusiones. Es obvio que la consolidación de estas seis empresas altamente competitivas en tres gigantes dejará una huella en el mercado que muchos agricultores no entienden. Entonces el derecho a réplica lo tienen nuevamente las empresas interesadas en estas fusiones y que deben hacerse cargo de estas preocupaciones.

directoreditorial @mundoagro.cl

03 Comentarios

Vestibulum euismod, leo eget varius gravida, eros enim interdum urna, non rutrum enim ante quis metus. Duis porta ornare nulla ut bibendum

Robert Edition

6 minutes ago

Únete a la conversación